Nuevas Colecciones


APRENDIENDO CON ANIMALES


No hay mejor manera de aprender que en el juego. Los cerebros de niñas y niños tienen una enorme capacidad plástica que se activa precisamente cuando juegan, promoviendo el desarrollo de nuevas conexiones neuronales. Y si además en el juego podemos estimular el cuidado de la naturaleza y la curiosidad por el mundo que los rodea, tenemos una actividad lúdica y pedagógica ideal para compartir en familia. Toda nuestra colección Animalia busca que niñas y niños conozcan y se diviertan a través de insectos, animales salvajes, marinos, del bosque, reptiles, de granja y hasta dinosaurios. Y una vez que se despierta la natural cuiriosidad de niñas y niños, comienzan esas preguntas que como adultos a veces no sabemos responder y nos hacen compartir el deseo por aprender: “Mamá ¿las hormigas son animales?”; “papá ¿los gorilas toman leche? ¿y cómo respiran los tiburones?”, y otras tantas dudas que nos hacen reír y pensar. Momento preciso para hablar de seres vivos, de mamíferos, aves, de cómo nacen los animales, de por qué unos comen carne y otros en cambio plantas y hierbas. Y también de mirar con detalle lo que nos rodea, oír el canto de los pájaros y enseñar a niñas y niños a cuidar de los animales en casa.


¿Por qué las niñas y niños gustan tanto de los dinosaurios? Según distintos académicos, estos animales prehistóricos se convierten en un medio para ejercitar la imaginación y entender la realidad, provocando en ellos un “interés intenso o fijo” muy beneficioso para los infantes. Sumergirse en el mundo de los dinosaurios, sus diferencias y características, permite que enriquezcan su vocabulario y potencien la concentración y la memoria. Niñas y niños se transforman en pequeños investigadores que buscan de forma constante nueva información, datos que se mezclan con la fantasía, magia e imaginación propia del juego ¡Los dinosaurios hacen bien!


Conócelos Todos